Hemeroteca la Seccion Opensource

Alguna vez he comentado por aquí noticias relacionadas con el proyecto OLPC. Hoy he leído un artículo muy divertido que cuenta como un niño de 9 años enseña a otro cómo se maneja el XO (el ordenador de 100$). No es la primera vez que se hace un “experimento” similar, pero sí me ha resultado la más divertida. Además, justo hoy comentaba con mi amigo ilgauskas la facilidad de aprender y adaptarse que tienen los niños… y pocos ejemplos son mejores que este.

Podéis leer el artículo aquí.

Vía: Educalibre

Interesante artículo publicado por John Brandon en Pc Magazine. Os hago un resumen traducido.

A medida que el movimiento open-source adquiere impulso, las compañias de patentes estan denunciando.

¿Está robando la comunidad open-source ideas de los vendedores comerciales? IP Innovations parece pensar que si. La compañía de patentes presentó recientemente una demanda contra Red Hat y Novell, reclamando que Linux utiliza ideas originalmente desarrolladas en el laboratorio Xerox PARC.

Los defensores del Open-source dicen que es una demanda frívola, de una compañía cuyo desagradable modelo de negocio es presentar denuncias contra la propiedad intelectual y temas de patentes. El artículo menciona algunos casos destacados, y el anuncio de Microsoft de demandar algunos distribuidores GNU/Linux unque por el momento no han dado detalles. En 2006 Microsoft llegó a un acuerdo con Novell que conseguía una indemnización y blindaba el SUSE Linux de Novell contra demandas de patente – al menos por el momento.

El abogado Andrew Updegrove, experto en juicios sobre open-source, comenta que casos pasados ha movilizado una enorme y apasionada comunidad. Hoy en día, cada nuevo proyecto open-source es escrutado por cientos de desarrolladores en busca de potenciales infracciones de patentes.

El artículo original cita algún otro de los implicados, portavoces de Microsoft, etc. pero creo que la idea ya está clara ¿verdad?. A nadie se le escapa que a la hora de incluir mejoras en un nuevo producto, todos miran de reojo a la competencia. Pero esto es una carretera de doble sentido. El sistema de pestañas de IE7, la barra lateral de Vista, el software propietario lleva tiempo incorporando ideas tomadas de proyectos open-source para mejorar sus productos pero parece que cuando funciona en la dirección contraria, la única respuesta es demandar, demandar y demandar. Me parece que Microsoft tiene más abogados en nómina que programadores :P

Vía: PC Magazine

HOP es un concurso a través del cual Google pretende fomentar que los jóvenes se involucren en el desarrollo de software opensource. Está dirigido a jóvenes mayores de 13 años que aún no hayan iniciado estudios universitarios, y además de la camiseta de rigor cuentan con unos premios de 100$ para cada tres tareas que el estudiante complete.

Lo más interesante, es que Google trabajará junto a 10 proyectos opensource que ellos mismos han seleccionado. Dentro de cada proyecto, se propondrán unas tareas sobre las que trabajarán los estudiantes. Creo que a todos los que trabajamos con moodle nos ha hecho ilusión ver que es uno de los top-ten del opensource junto a otros “grandes” como Apache, Drupal, Joomla! o Gnome.

Seguro que esos jóvenes estudiantes darán un buen empujoncito con su aportación. Martin Dougiamas ya tiene una lista de tareas preparada :P

xoSí, habéis leído bien. Al proyecto One Laptop Per Child le ha salido competencia. En realidad hace tiempo que la tiene. El pasado mes de septiembre, nuestro querido Martin Langhoff nos contaba en el MoodleMoot 2007 en Cáceres cual era la situación actual del proyecto, y daba una visión general del mismo para los que aún no lo conocían. En un momento de su intervención, comentaba que en los próximos meses no nos sorprendiéramos si las grandes marcas empezaban a sacar al mercado portátiles de bajo coste similares al XO del proyecto OLPC.

The Wall Street Journal publicaba ayer un interesantísimo artículo en el que analizaba la situación creada por Intel y Microsoft. El año pasado empezaron a vender su Classmate, un portátil equipado con procesador intel y windows XP, entrando en competencia directa con OLPC que equipa un AMD y un sistema operativo derivado de Linux. Recordemos que AMD y Red Hat son socios fundadores de OLPC. Hace pocas semanas, ASUS presentaba su Eee Pc.

Quizás lo más llamativo del articulo son las declaraciones de Nicholas Negroponte. Viene a decir que él no es bueno vendiendo portátiles, que es bueno vendiendo ideas. Y no le falta razón. Comenta que estaría encantado con que se vendieran millones de Classmate ya que OLPC no está en el “laptop bussines” sino en el “education bussines”. Esto obliga a reflexionar sobre lo que las grandes “mentes pensantes” hacen con su ingenio. Algunos ganan dinero (y no giro la Vista hacia nadie :P ). Otros ganan algo menos de dinero, e intentan que el mundo sea un sitio algo mejor para los que viven bastante peor.

Aúnque comparto ese punto de vista, me causa cierta tristeza que una idea así acabe sirviendo para vender millones de licencias de Windows XP y así hacer más rico al de siempre. Además, estoy convencido de que las brillantes soluciones técnicas del XO, el teclado iluminado, la calidad de la pantalla, el innovador sistema operativo, etc., hacen de él una máquina tremendamente más apropiada que el Classmate para el uso que se pretende. Por no mencionar que en el XO los chavales inquietos podran urgar hasta en el propio sistema operativo, algo impensable en un sistema windows.

Es también bastante curioso que al final intel haya entrado a formar parte del proyecto, y que la propia Microsoft, después de que Bill Gates dijera que los XO no eran máquinas decentes, haya visto el potencial del mismo y haya mostrado su interés en entrar también en OLPC. Seguro que cuando Gates se percató de que podría hacer que millones de niños vieran el logo de windows al abrir su laptop, se le encendió una luz en alguna parte de su cabeza.

Pase lo que pase, definitivamente el Sr. Negroponte y su equipo son buenos vendiendo ideas.

“Las que conducen y arrastran al mundo no son las máquinas, sino las ideas.” Víctor Hugo